Salud Dental Para Todos

 

Fluoración de la sal: Una medida de salud pública en Francia

Dr. Patrick Hescot, Presidente de la UFSBD (Unión Francesa para la Salud Bucal)  


El 31 de octubre de 1985 el Ministerio de Salud de Francia firmó el decreto, que se implantó el 13 de enero de 1986, por el cual se permite la introducción de fluorato de potasio en la sal de cocina, en la proporción de 250 miligramos por quilo, con una tolerancia de más o menos 15 por ciento.

Los motivos para elegir sal de cocina, fueron:

1. El empleo de sal en la comida es regular y estable. El consumo llega a ser de 3 a 4 gramos por persona, por día.

2. El precio de la sal de cocina es bajo y su aumento, por causa de la fluoración, no se refleja sobre el consumo.

3. Los riesgos por la absorción de grandes cantidades de sodio clorado son pequeños para la población.

Se les obliga a los productores que presenten anualmente un formulario, junto con un informe técnico, donde constan las informaciones detalladas sobre las condiciones de producción y los controles efectuados.

El control de la producción lo ejerce el Servicio Civil en dos etapas:

En la etapa de la producción, y  en la etapa del empaquetamiento (lo máximo de dos muestras cada cinco toneladas).

Los métodos de muestra y los métodos de análisis de fluoración fueron definidos por el Consejo Europeo de estudios del sal, y son:

Método electrométrico, con electrodos específicos; y

Método Espectrocolométrico.

Los Servicios de Salud del Gobierno efectúan los análisis para comprobación.

La sal fluorada es empaquetada en cajas de cartón y en bolsas de polietileno en cantidades que van de 100 gramas a 1 Kilo. Hay también sal sin flúor, para que los consumidores tengan libertad de elección. La reglamentación francesa no impide que sal pura sea vendida; deja que los consumidores elijan por sí solos. En lo que respecta a etiquetas, la sal acompaña el mismo relgamento que los demás comestibles (generos alimentícios).

El Consejo Superior de Salud Pública solicita que las etiquetas posean dos especificaciones. La primera es: "no usar si el agua contiene más de 0,5 miligramos de flúor por litro". La segunda se propone enfatizar la importancia del flúor. "Sal fluorada ayuda a conservar los dientes sanos".

Los estudios estadísticos del consumo de sal exigen algunas precauciones. El promedio de sal de cocina consumido en Francia es de 7 o 8 gramos por día por persona. Se debe reducir de este número la proporción de sal fluorada usada al cocinar y eliminada antes de absorvida (de 60 a 75%, según JAMES). Por otro lado, un gran número de franceses (unos 8 millones) almuerzan en restaurantes de empresas o en cantinas.

Cálculos efectuados por el Departamento de Salud concluyeron que hay una ingestión de sal fluorada de aproximadamente 1 gramo por día por persona, o sea, una absorción adicional de flúor de 0,25 miligramos por día por persona.

Además, un estudio hecho en la orina de 4 grupos de niños de 10 a 14 años permitió comparar el índice de flúor en la orina de niños que han consumido sal fluorada y en niños que han tomado tabletas de fluorato de sodio.

Este estudio nos permitió mostrar que no existe riesgo de sobreerdosis y que sal fluorada es un método eficiente, como en el caso que fué adoptado por Francia.

La idea de introducir la sal fluorada ha sido bien recibida por los profesionales de salud dental, desde que esta fue recomendada por la Unión Francesa de Salud Bucal.

En lo que respecta al consumo, no hubo grandes campañas de avisos debido a la falta de recursos financieros. No obstante, poco a poco los consumidores van comprando sal fluorada, lo que hoy en día llega al 50% de la venta de sal.

Para poder evaluar los efectos de esta medida, el Ministerio de Salud le encargó una encuesta nacional epidemiológica a la Unión Francesa de Salud Bucal. El objetivo de esta encuesta es saber el estado de la salud dental de los niños de 6,9 y 12 años en 1987, la fecha en que se introdujo la sal fluorada en el mercado, en 1990 y en 1993.

Una muestra demostrativa de los niños en edad escolar en Francia, se obtuvo gracias de la ayuda del Ministerio de Educación.

CPO 12 años

Cariados  Perdidos   Obturados    CPO  
Masculino        0.57          0.15       1.14       1.86   
Femenino   0.59     0.26       1.44   2.29
Total     0.58   0.20     1.28      2.07  

El resultado de este estudio demostró que el CPO (número de dientes permanentes cariados, perdidos y obturados) para niños de 12 años ha disminuído de 4,2 en 1987, para 3,02 en 1990, y para 2,07 en 1993.

Este progreso fue semejante para los niños de 9 años, para quienes el CPO para dientes permanentes es 0,72 pero fue 1,27 en 1990. Esos niños tienen, actualmente, 12 años y tienen CPO de 2,07.

Esta notable mejoría del CPO se observa particularmente en el área de cirugía dental, donde hay cada día menos niños para atender; esto se observa en todos los niveles de categorías profesionales, de áreas geográficas, de sexo, de escuelas públicas y privadas.

Hoy en día los niños de Francia disfrutan de una buena salud dental porque la incidencia de las caries ha disminuido y el número de niños sin caries y de niños con los dientes tratados ha aumentado.

Sal fluorada es una medida efectiva en Francia pero no es la única. En efecto, dentro del plan de trabajo del proyecto de salud pública en Francia, que ha nombrado una misión para la salud bucal, existen varias acciones preventivas para la "salud y el individuo".

La Unión Francesa para la Salud Bucal es una organización pública destinada a la salud bucal, reconocida por los Ministerios de Educación y de Salud de Francia y está integrada por más de 15.000 dentistas de todo el País. La Unión usa todos los medios para incluir acciones preventivas en escuelas, empresas, en cualquier lugar de trabajo, en los hogares, en fin en todos lugares, con el propósito de mejorar la salud bucal. Sus objetivos son reforzar las conciencias de los individuos en el sentido de que ellos son los responsables de su propia salud, adicionando sus acciones preventivas individuales a las acciones preventivas comunes.

Para esto, la Unión usa medios de comunicación y técnicas de marketing adaptadas a la salud pública que, en particular, son el uso de apoyos auxiliares (como por ejemplo maestros para los niños) y la adopción de mensajes apropiados para el gran público.

Este método de trabajo es posible porque asocia todos los actores en la salud pública y en los medios de comunicación.

Bibliografia:
"Dental Health in France - 1993 - DMF scores for 6, 9 and 12 years-old".
Este documento se le puede solicitar por correo a la UFSB.

Dirección para correspondencia:
UFSBD (Unión Francesa para la Salud Bucal)
6, Rue Guillaume Tell 75017 Paris
Tel. (033) 44 01 02 91 Fax. (033) 47 54 97 94

 

Salud Dental Para Todos

 La información presente de este sitio web debe ser utilizada a los efectos de promover y proteger la salud pública dental. No debe ser utilizada con fines comerciales.

Dirección: Od. Marcelo Alberto Iruretagoyena

Wilde Provincia de Buenos Aires. Argentina

 Revisado: Abril  2014